El zolpidem, conocido a través de la marca Ambien es un medicamento utilizado para la somnolencia. Dicha droga fue aplicada a un hombre que sufre de una lesión cerebral  desde hace ocho años. Entonces esta persona, durante un corto periodo fue capaz de hablar e incluso, con ayuda, caminar. Algo que no se había logrado a través de un fármaco.

Una lesión cerebral, dependiendo de su intensidad, pueden convertirse en un daño irreparable. La falta oxígeno en el cerebro, durante cierto periodo de tiempo, es capaz quitarle la independencia a una persona. Recuperarse es imposible y es algo con lo que han estado batallando los científicos durante décadas. Entonces aparece este medicamento, que está muy lejos de convertirse en una cura. Sin embargo podría ser una luz al final del transitado y complicado camino.

El paciente es un hombre de 37 años que sufrió una lesión cerebral cuando tenía 29 años. La persona se atragantó con un trozo de carne y esto cortó el oxígeno en cerebro. Situación que se generó durante el tiempo suficiente para causar el daño irreparable en las funciones neurológicas, reseñó Gizmodo.

El efecto del medicamento sobre la lesión cerebral

Los científicos detrás de esta investigación reiteran que se está muy lejos de obtener una cura. Pero hay una esperanza en comprender la forma en la que trabaja el cerebro en este tipo de acontecimientos. El proceso del daño sobre este paciente, desde que sufrió la lesión hasta la actualidad fue degenerativo. Poco a poco fue perdiendo las funciones corporales como mover sus extremidades o hablar con normalidad.

Pasaron ocho años para que esta persona volviera a ser parte de lo que fue, aunque sea por una hora. Y es que, tras hacerlo que consuma el Ambien. El paciente habló, utilizó el teléfono para comunicarse con su padre e incluso, con ayuda, caminó. Todo 20 minutos después de haber tomado el zolpidem.

El efecto se mantuvo durante un poco más de una hora y luego regresó a la condición que lo somete desde hace ocho años. No obstante fue de gran ayuda para los médicos, quienes ahora intentan entender como actuó el medicamento en la lesión cerebral.

Le realizan tomografías en su condición natural. Luego le dan una dosis de Ambien para realizarle más estudios y así ver la forma en la que evoluciona durante un instante la lesión cerebral. | Fayerwayer