La Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF) confirmó que Deportivo Cuenca no llegó a un acuerdo con sus acreedores y no se presentará en su partido de la fecha 15 de la primera etapa contra Olmedo. El cuadro azuayo perderá con un marcador de 3-0.

El conjunto morlaco atraviesa una complicada situación económica y ocupa el último puesto de la tabla de posiciones en la LigaPro 2020 con ocho puntos.

Mediante un oficio de la FEF, el secretario Gustavo Silicovich confirmó a los clubes y las Asociaciones Provinciales que Deportivo Cuenca «no pago a sus diversos acreedores ni tampoco llegó a un acuerdo de pago», por lo que fue suspendido.

Los árbitros, comisarios y colaboradores de Deportivo Cuenca y Olmedo quedaron liberados para el compromiso. El reglamento determina que Olmedo ganará con un marcador de 3-0, con lo que ascenderá al décimo puesto, con 17 puntos.

​En caso de que el conjunto azuayo no cancele las deudas pendientes y concilie con sus acreedores para la próxima jornada perderá la categoría y tendrá que jugar el torneo Segunda en el 2021. | El Comercio